Mi hija me ha descubierto el mundo de la moda hípster de Zaful

Mi hija se hace grande. Hace nada era yo quien iba a comprarle la ropa y ahora no quiere saber nada de jerséis oscuros, ni de camisetas de manga larga, ni de faldas a cuadros, ni… Sara ya no quiere que le escoja la ropa. Se supone que ahora tiene mejor gusto que yo. Y dice que eso de ir a la tienda ya no se lleva, que ahora todo va online.

El otro día tuvimos una pelea. Le había comprado un jersey monísimo de cuello alto y se enfadó conmigo. No le gustó, dice que esos jerséis son de vieja. Os podéis imaginar lo herida que me sentí. Pero decidí serenarme y le pedí entonces que me mostrara que ropa le gustaba. Entramos en Zaful y entonces me dijo las dos palabras mágicas, “Este es el paraíso de la moda hípster”. Mi hija era hípster.

moda hipster

No es que fuera nada malo, al contrario. Ahora al menos podía categorizar los gustos de mi hija. Y allí en Zaful, una de estas tiendas online de las que tanto habla mi hija, encontré un universo de ropa para adolescente. Lo primero que me mostró fue una blusa amarilla con flores estampadas. Una blusa con la barriga al aire libre. Claro que Sara ya no quería ni jerséis, ni camisetas de manga larga. Normal que le gustase esta moda hípster, todo era súper bonito.

moda hipster

Pero no era solo eso, también me mostró un jersey de manga larga con colores vistosos. Un arco iris parecía. Y una camiseta que ponía Girl Power. Y unos pantalones tejanos recortados. Un pantalón marrón claro con grandes botones. Un vestido de camisa con botones lapislázuli. Un universo de pantalones, vestidos, colores, estampados y mensajes impresos se extendió delante de mis ojos. Esta era mi hija, la que se estaba formando. Mi hija hípster, como le gustaba decir. Y la verdad es que me gustaba. Ya es hora de que muestre al mundo su carácter a través de la moda. Está claro que Zaful es una buena plataforma para que lo consiga. ¡Además ahora te dan un 15% de descuento por ser un cliente nuevo!

Os tengo que confesar que hay algún vestido que hasta yo me lo pondría. ¿A ver si a mí también me irá la moda hípster?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *